Blog ITILCOM

Foto de un teléfono antiguo con disco de marcar
telefonia voip

VOIP ¿Qué es y para qué sirve?

La revolución de Internet ha llegado para quedarse y ha traído con ella nuevos sistemas de comunicaciones que nos permiten interaccionar de una manera mucho más sencilla, económica y óptima de lo que hace unas décadas podríamos llegar a imaginar.

Actualmente, la red se ha integrado en nuestro día a día de un modo tan excepcional que nos resulta realmente difícil concebir nuestra vida sin sus facilidades. Y esto es solo el principio; constantemente, el avance tecnológico nos sorprende con nuevas funcionalidades que mejoran nuestra manera de funcionar y de comunicarnos.

Un buen ejemplo de ello son los recursos VoIP, que nos permiten usar la telefonía IP para establecer comunicación mediante nuestra voz con otras personas, independientemente de si se encuentran en el despacho contiguo al nuestro o a la otra parte del mundo. Esto permite comunicarnos de manera mucho más efectiva, lo que a su vez da valor a nuestras relaciones y nuestra capacidad de socialización.

Y lo mejor, es que esto no ha hecho más que empezar.

VoIP: Voz sobre IP

Resulta complicado, hoy en día, imaginar un lugar sin internet. La red se ha instalado en nuestras vidas de una manera tan satisfactoria y normalizada que nos permite realizar muchas de las actividades que realizamos. Su alcance ha llegado también a la comunicación, facilitándonos su funcionalidad. En poco más de dos décadas hemos pasado de descolgar un teléfono cableado con un coste elevado, a apretar un botón que nos conecta a otras personas mientras paseamos por la calle o disfrutamos de una suculenta cena en nuestro restaurante favorito; de mandar una fotografía por correo postal y esperar pacientemente su llegada a destino, a hacerlo de manera inmediata mediante nuestro teléfono móvil. No es más que la prueba del gran desarrollo tecnológico que actualmente estamos viviendo, y cómo sus consecuencias nos ofrecen facilidades a la hora de establecer nuestras relaciones e interaccionar con los demás.

Aunque las líneas telefónicas tradicionales se siguen usando, cada vez son más las personas que deciden modernizar sus comunicaciones por voz, lo que ha hecho que muchas compañías adapten sus paquetes a esta demanda cada vez más creciente. Dentro de unos años, quizás podremos presenciar la desaparición de estas líneas convencionales, frente a las líneas de red más modernas.

Fruto de ello, encontramos una nueva manera de comunicarnos, llamada VoIP, que nos permite realizar llamadas usando como vehículo el sistema red instalado en nuestro dispositivo, de manera que no es necesario una red de telefonía propiamente dicha para ello.

Así, cuando realizamos una llamada a través de VoIP, nuestro mensaje se envía de manera digital y navega por paquetes a través de internet, llegando al receptor de manera más rápida, segura y con una mayor calidad. Para ello, podemos usar dispositivos conectados a internet, independientemente de que se trate de un smartphone, una Tablet o un ordenador.

A nivel práctico, el sistema VoIP nos ofrece muchas facilidades a la hora de establecer comunicación con otras personas. No solo facilita el contacto con otros lugares del mundo, sino, además, permite crear esta interacción a un coste muy económico, e incluso gratuito. Nos ahorraremos los problemas de cobertura, al mismo tiempo que podremos mantener conversaciones con más de una persona a la vez, creando grupos de conversación con los que pasar un largo rato entretenidos. La facilidad con la que podremos usarlo es muy similar al modo de uso de una red de telefonía convencional; marcamos el número de destino y esperamos a que nuestro interlocutor escuche y responda a la llamada.

Además, este sistema nos ofrece la posibilidad de hacer videollamadas, de manera que se produce una interacción mucho más rica en recursos, volviéndose mucho más funcional y óptima.

Gracias a estas funcionalidades, el sistema VoIP resulta útil para cualquier persona o empresa que quiera beneficiarse de la facilidad y la calidad que ofrece. Especialmente, ofrece mucho dinamismo en aquellas empresas u organizaciones que cuentan con un gran número de personas, y cuyas necesidades se basan en establecer comunicación entre ellas. Más aún si las comunicaciones deben ser internacionales, debido a la facilidad de conectar personas de diferentes lugares, por muchos kilómetros que las separen, con la misma facilidad que si nos comunicáramos con nuestro vecino de escalera.

Y no solo eso: su instalación y mantenimiento, además, resultan otros dos puntos fuertes para optar por este sistema de comunicación, debido a la facilidad que nos ofrece su sistema.

Sin duda, estamos navegando hacia el futuro, que hoy resulta presente, y hacia nuevas formas de enriquecer nuestras relaciones sociales y de optimizar nuestros recursos. El camino sigue su curso, por lo que seguro que, dentro de poco, nos sorprende con nuevas funcionalidades adaptadas a este sistema. No hay nada mejor como hacer uso de él y sorprendernos de todo lo que nos puede ofrecer con un coste tan reducido y una funcionalidad tan básica.

Via: ITILCOM Iberia S.L